Nadal reina por decimotercera vez en París

El balear roza la perfección apabullando a un Djokovic que poco pudo hacer

Si a algo están acostumbrados en la capital francesa es a escuchar el himno español año tras año. En un Roland Garros de lo más extraño por las circunstancias actuales, Rafael Nadal volvió a levantar el trofeo igualando a Roger Federer con 20 Grand Slams. Y lo hace sin ceder un solo set. De hecho, de 102 partidos que ha disputado en París, ha ganado 100 y ha perdido 2. Es el rey de la tierra batida y lo ha vuelto a demostrar una vez más, derrotando a Novak Djokovic por 6-0, 6-2 y 7-5 en apenas 2 horas y 41 minutos.

Nadal abraza el trofeo. Foto: Diario El País

El partido comenzó a eso de las 15:15 de la tarde bajo el techo de una Philippe Chatrier cubierta debido a las inclemencias meteorológicas de la ciudad de París. El primer set arrancó con un Nadal serio, firme y realizando un inicio excepcional ante un Novak Djokovic. A pesar de no jugar mal, fue adentrándose en un mar de dudas provocado por las embestidas de un Rafa Nadal que se mostraba intratable en la pista. Dos break seguidos pusieron al español 4-0 arriba, que en apenas 45 minutos le había endosado un 6-0 al serbio, algo que ni los más optimistas hubieran imaginado antes del comienzo del encuentro.

Sin reacción por parte de Djokovic

El segundo set empezó como acabó el primero. Sin embargo, 54 minutos después del inicio del partido, Djokovic se apuntó el primero de los dos juegos que ganaría en el segundo set. 1-1 y la sensación de que la balanza se había equilibrado, algo que el propio Nadal se encargó de difuminar con un recital de juego al que Djokovic poco pudo hacer. Parcial de 4-0 hasta que el serbio pudo maquillar el marcador con el segundo juego. 2-5 arriba Rafa que cerró el segundo set con un apabullante 6-2, demostrando que el juego desplegado en el inicio del partido no fue una casualidad.

El tercer set sirvió para que Djokovic recuperara la confianza en su juego. Moviendo a Nadal de un lado a otro y presionando más su saque, logró ponerse 5-4 arriba tras dos roturas de saque mutuas. Un juego agresivo que hizo pensar a los pocos espectadores de la final que el partido no estaba ni mucho menos decidido. Sin embargo, aquí estuvo el punto de inflexión del partido. Tras igualar Rafa con su saque, el manacorí volvió a romper el servicio del serbio tras una doble falta que resumía su final. Errores no forzados (52 por tan solo 14 del balear), dobles faltas (apenas tuvo un 50% de puntos ganados con el primer servicio) y un 20% de los puntos de breaks ganados. 5-6, servicio y todo de cara para que Rafael Nadal Parera volviera a ganar Roland Garros.

El resto es historia.



Categorías:Deportes

Etiquetas:, , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: