Ninguno se moja en el primer derbi sevillano del año

Empate en el primer partido de la jornada liguera del año, con una predominancia del juego físico y un arquero sevillista que salvó a los de Lopetegui de la derrota en Heliópolis.

Ha llegado el 2021, y qué mejor manera de dejar atrás todo lo negativo del año pasado, que comenzando la jornada de liga con uno de los encuentros españoles más esperados, el derbi sevillano.

Óliver Torres y Miranda disputando el balón. Fuente: Mundo deportivo

El Sevilla llegaba con una buena racha de victorias cosechadas tanto en liga como en el torneo copero, razón de más, para estar preparados física y psicológicamente para un partido de tal importancia para ambos conjuntos. Por otro lado, el Betis quería dar un golpe en la mesa y reivindicar una actual temporada que no está siendo de lo más ideal para los verdiblancos, quería aprovechar este derbi para subir el ánimo de la afición y demostrar que este equipo es capaz de lograr los objetivos marcados a principios de temporada. Sin embargo, las bajas de futbolistas han acechado al Betis desde hace varias jornadas hasta el día de hoy, sumando un total de 9 (entre ellos el icono del beticismo, Joaquín, quien es baja por Covid junto a 2 compañeros más).

Estaba la duda puesta alrededor del Benito Villamarín, ya que por los 3 casos de Covid en el Real Betis en las últimas horas, se estaba estudiando la cancelación del encuentro. Pese a ello, el partido ha sido intenso en ambas partes con predominancia de un juego físico en las defensas de Sevilla y Betis.

En la primera parte a penas se pudieron ver ocasiones, con un juego pausado y con pérdidas constantes. Parecía que había nervios entre los jugadores por la importancia moral del encuentro con sus aficionados. De los poquitos disparos a puerta vistos en la primera mitad podemos resaltar el de Fekir, que después de una jugada virtuosa en banda derecha de Lainez y un pase que lo dejó de manera espaciada para que el francés rematara, este la desvió a la izquierda de Bono. El Sevilla, acostumbrado a tener la posesión en los partidos, lo pasó bastante mal, ya que el balón corría de un lado a otro sin intervención de un mediocampo liderado por Jordan y Gudelj, por lo que el equipo de Nervión se tuvo que adaptar a no tener la posesión de pelota durante la primera parte.

Tras el descanso y con cambios en el conjunto rojiblanco (entraron En-Nesyri y Rakitic), Lopetegui quería modificar el sistema de juego para adaptar el rol del partido a lo que el Sevilla estaba acostumbrado, que es el juego de posesión. Parece que le salió bien el planteamiento ya que Suso adelantaba a los de Julen en el minuto 48 tras un error garrafal de la defensa del Betis en un despeje y un maravilloso pase de En-Nesyri al autor del gol que definió de la mejor manera posible ante un experimentado meta como es Claudio Bravo. Pero la alegría sevillista duraría bastante poco, ya que tras una entrada de Diego Carlos a Loren dentro del área por una disputa de balón el árbitro señaló la pena máxima. Canales, imperioso durante todo el partido ejerciendo su jerarquía como capitán, fue el encargado de marcar el gol desde los 11 metros, igualando el resultado y haciendo que las tornas del partido volvieran a estar como al principio del encuentro.

Acción defensiva de Koundé frente a Loren. Fuente: ABC

Con reflejos del primer tiempo, el balón iba y venía de un lado del campo a otro, el Sevilla consiguió un poco de estabilidad a la hora de administrar la pelota, pero nunca llegando a lo que nos tiene acostumbrado el equipo de Nervión. Al Betis se le veía con ganas y fuerza de crear ocasiones y poner en aprietos a la defensa sevillista, tanto que en el minuto 75, Acuña barrió a Lainez dentro del área. Tras revisarlo en el VAR, Del Cerro Grande pitó penalti. Esta vez se encargaría tirarlo Fekir en lugar de Canales, pero Bono consiguió repeler el balón y mantener el empate en el partido. El francés se echaba las manos a la cabeza por el penalti fallado viendo que tan solo quedaban 15 minutos para el final del encuentro. Este último tramo de partido fue escueto en cuanto a ocasiones generadas, y cualquier jugada era aprovechada para calmar los minutos, tanto que Lopetegui sacó a Aleix Vidal a falta de 2 minutos para el final.

El encuentro finalizó con un empate a 1 en el que ninguno de los dos equipos consigue llevarse los 3 puntos. El Sevilla se coloca quinto de la competición con 2 partidos menos y al Betis en novena posición, siendo uno de los equipos más goleados de esta Liga. Como dato curioso toda la defensa del Betis acabó con tarjeta amarilla.



Categorías:Deportes

Etiquetas:, , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: